Archivo del sitio

SALCHI BICICLETAS-UC COSLADA: ENTREVISTA AL BREGADOR DEL EQUIPO, MARIO LÓPEZ

Se la tenía merecida. Una temporada de aúpa, con presencia en fugas, poniendo en juego su olfato para cazarlas, como buen zorro escurialense que es. No logró ganar, tarea difícil, pero sí que alguna de las escapadas que enganchó logró cuajar. Eso sí, en lo de hablar no le gana nadie en el equipo. No lo dice él, lo decimos todos. Esto es lo que nos respondió.

  1. Ha acabado la temporada, y se puede decir que el equipo ha cumplido muy bien en el año de su creación. ¿Ha cumplido Mario López con los objetivos que tenía previstos en enero?

Sí, yo creo que se han cumplido. En las carreras importantes se ha hablado de mí dada mi presencia en las fugas y eso era uno de los objetivos, dejarse ver en las mejores citas.

  1. Si hay algo que ha sido sello tuyo y que te ha caracterizado a lo largo de estos meses ha sido tu combatividad. Esto te llevó a coger en varias ocasiones la escapada buena aunque sin la suerte de llegar. ¿Frustrante o contento de dejarte ver y cumplir con lo que Jesús os pedía de salida?

Contento, frustrante para nada. Me gusta ir en fuga y disfruto con ello, aparte de que para conseguir entrar necesitas estar en forma, además de saber ver cuál puede funcionar y cuál durará unos cientos de metros. Desde fuera parece sencillo, pero te aseguro que no lo es tanto.

  1. ¿Se puede decir que tu convocatoria para la cita de la Vuelta al Besaya ha tenido que ver mucho dicha combatividad, o es más que por ser de segundo año tenías muchas papeletas para entrar en ella?

Creo que fue una mezcla entre ambas, pero eso el único que lo sabe es Jesús.

  1. De todas las carreras que has disputado esta campaña, dinos en cuál te notabas sin cadena y en cúal o cuáles pensabas “qué coño hago yo aquí” o “estoy que me muero”, y por qué?

Han sido muchas carreras este año y han sido más buenas que malas. La peor sin duda la carrera de Cevico de La Torre donde no me sentí en ningún momento cómodo. Una de las mejores sería la segunda Copa de España de La Canonja, donde pillé la fuga del día y estuve durante 50 kilómetros por delante del gran grupo, o la segunda etapa de la Vuelta a Valladolid donde nos absorbieron a 7 de meta

  1. Lo que sorprende es que, a pesar de realizar a tope la temporada de ciclocross donde, pienso yo, que fuiste una de las revelaciones de la temporada, has logrado ser muy competitivo durante toda la campaña de ruta, sin apenas altibajos. ¿Cuál crees que ha sido la clave?

¿La clave? …creo que la clave es disfrutar mientras vas en bici, mientras entrenas, mientras sufres, incluso cuando los días no acompañan. Es cierto que también hay que tomárselo con un puntito de calma ya que no se puede andar todo el año, y hay que saber guardar fuerzas para el final de temporada.

  1. Cambio de tercio Mariete, una de las claves dentro del equipo Salchi-UC Coslada es el buen ambiente. A ello has contribuido tú, siempre hablador y con un palique verbal de cuidado jajaj. ¿Cómo valoras esto? ¿Importante para que Lorri y el equipo lograra objetivos, no?

Muy positivamente, el buen rollo que se nos ve fuera de carrera se refleja dentro de la misma. Son muchas horas juntos y al final hablar es como mas rápido pasa el tiempo. Sí, lo mismo yo soy de los que más hablo, pero creo que del equipo ninguno se libra de hablador (risas). Sí al fin y al cabo es más fácil rendir cuando tienes gente que confía en ti y te apoya

  1. ¿Y Jesús como director? ¿Qué te ha aportado y qué parte tiene él de culpa de que el conjunto haya sido un piña durante estos meses?

A fin de cuentas es uno de los artificies de todo lo que hemos conseguido este año. Además, como buen director siempre nos pone ese puntito de calma que a veces no falta.

  1. Lo de los estudios es pregunta común para todos los que habéis pasado por el “confesionario”. ¿Los has podido compaginar correctamente? ¿o mucho quebradero de cabeza?

Para mí ya forma parte de la rutina. Desde pequeño llevo compaginando ambas cosas y si quieres seguir tienes que hacer ese pequeño esfuerzo para sacarlo adelante. Veremos el año que viene, ya que cambian muchas cosas tanto deportivamente como académicamente, pero si sigo con la misma dinámica se sacará.

  1. Una de las variables que ha afectado el rendimiento de varios de tus compañeros ha sido las condiciones climatológicas extremas. Compañeros tuyos como Charly o Busti no andan bien con calor. Sin embargo, tú que eres escurialense, y vives en una localidad donde el frío es más intenso en otoño e invierno, luego se te ha visto rendir con normalidad tanto en unas condiciones como en otras…

Sí, cabría pensar eso pero realmente cuando llegan las altas temperaturas también las sufro. Cuando realmente sufro el cambio de condiciones es en las primeras carreras que suelen ser en sitios donde sales de corto ya y yo sigo saliendo de largo y cubrezapatillas (risas).

  1. Una de las condiciones como ciclocrossman es que técnicamente te ayuda a moverte en el pelotón con mayor habilidad. Pocas veces se te veía detrás salvo cuando, claro está, acababas “en el palco”. Y eso permitía meterte delante y buscar la fuga. ¿Lo recomiendas el practicar CX en categorías inferiores, no?

Sí, no tengo problema en moverme por el pelotón, además al ser grande también la gente te respeta más. El ciclocross claro que ayuda, pero lo importante es no tenerle miedo a ir en el pelotón. Conozco gente muy buena técnicamente en ciclocross o mountain bike y, sin embargo, no saben ir dentro de un pelotón. En categorías inferiores por supuesto que lo recomiendo, hay que probar a ver qué pasa. Lo mismo eres el nuevo Sven Nys y no te enteras (risas).

  1. Para acabar Mario, ¿alguna cosa más que quieras añadir? ¿dedicatoria, agradecimiento, mención o recuerdo?

Bueno sí, esta temporada quiero dedicársela a… no, no es broma (risa). Tan sólo agradeceros a todos vosotros que hacéis esto posible, tanto al cuerpo técnico como a los familiares de todos. Por último, quería dar a las gracias a mis compañeros por esta buena temporada y por aguantarme tantas horas hablando (risas).

Muchas gracias. Genio y figura el “Mariete”.

Anuncios

SALCHI BICICLETAS-UC COSLADA: CHARLAMOS CON UNO DE LOS PUNTALES DEL EQUIPO, VÍCTOR CANO

Seguimos con nuestro serial de entrevistas con los chicos de nuestro equipo juvenil. Sometemos a un “tercer grado” a Víctor Cano. El madrileño de Aluche nos cuenta cómo ha ido la temporada, sus impresiones del rendimiento y cómo se está defendiendo en la primera temporada en la que se está tomando en serio esto del ciclismo.

  1. Lo primero Víctor, ¿cómo estamos de forma a día de hoy? ¿qué ha pasado, que tu rendimiento no ha sido el mismo desde Besaya y te hayas quedado fuera de la Vuelta a Valladolid?

Mi rendimiento a día de hoy es muy bueno. Vuelvo a notar las mismas sensaciones que cuando fui a Besaya, ahora lo único que me hace falta es volver a coger ritmo de carrera. Mi bajón se debe a que, a recomendación de mi director y mi padre, me pidieron que descansara una semana para poder llegar en buenas condiciones al final de la temporada, esto me hizo perder un poco de forma en las anteriores carreras.

  1. En la Vuelta al Besaya fuiste uno de los más destacados del equipo. ¿Cómo te sentiste en la mejor carrera por etapas en España? ¿Quizá estás mejor cuando se trata de rondas por etapas y tu rendimiento va a mejor cuando van pasando los días?

En la Vuelta al Besaya llegué en un buen estado de forma física, eso sumado a lo bien que se adaptaba el terreno a mis condiciones, lo hizo todo un poco más sencillo. Quizás en esa vuelta podría haber estado más adelante en cuanto a resultado, pero lo intenté hacer lo mejor posible estudiándome todo puerto por puerto, incluso llegando a mirar videos enteros de ediciones anteriores. Nunca antes había hecho una ronda por etapas y la verdad es que podría haber ido mejor, y eso lo intentaré solucionar en la siguiente aprendiendo de los errores.

  1. Posiblemente, la carrera de Fuenlabrada, la de la PC Monje, ha sido el día en que mejores prestaciones has dado. Fuiste el mejor del equipo. ¿Cómo fue aquel día y si viste posibilidades reales de colarte en el podio tras la caída de Lorri?

Sin duda alguna, para mi en lo que llevamos de temporada es la carrera que mejores sensaciones he tenido, llegando a demostrarlo al final de la prueba. La verdad es que para mí fue todo muy frenético, pero en las subidas me sentía muy fuerte mientras veía como sufría mucha gente que, a priori, tienen mejores resultados con respecto a mi, esto hacía que tuviera una motivación extra. El final de la competición sabía que iba a ser muy rápido y que entrar bien en la última curva que daba a la línea de meta iba a ser importante. Finalmente me colé en el corte que se jugó el tercer puesto con alguna opción pero sin poder hacer nada.

  1. Una cosa que más te achaca el cuerpo técnico (y no eres el único) es que te cuesta mucho rodar delante. Que se te ve con frecuencia a cola del grupo o en los últimos puestos. ¿Qué puedes comentarnos de esto?

Como la mayoría sabe, este es mi primer año compitiendo, ya que el año pasado solo realicé el calendario de Madrid. Esto me penaliza a la hora de saber ir bien colocado en un pelotón, pero sé que con esfuerzo y dedicación poco a poco voy solucionando ese problema.

  1. Otra detalle importante es tu irregularidad. Alternas buenas carreras con otras en las que, sorprendentemente, cedes más pronto de lo previsto. ¿Qué crees que te falta para lograr una mayor regularidad en tu rendimiento?

Como ya he dicho en la anterior pregunta, este es mi primer año en cuanto a competiciones, quizás había algunas que se adaptaban más a mi o que conseguía entrar en la parte delantera del pelotón en los puertos. Eso facilita mucho las cosas a la hora de no quedarme. A mi se me dan mejor las carreras con grandes puertos, y no las “circuitadas” por ejemplo. La verdad es que archivo todos mis entrenos y no me defino como un chico irregular. Al revés, realizo todos los entrenos que me mandan de la mejor manera para poder seguir evolucionando como ciclista.

  1. Tras siete meses de competición y según lo que tenías pensado a priori. ¿Has cumplido tus objetivos? ¿Esperabas más? ¿Crees que aún te queda algo de margen de mejora en los dos meses que aún quedan de competición?

Quizás no he llegado a cumplir todos mis objetivos de la temporada, pero confío en este final de temporada para poder acabar de la mejor manera posible. Yo siempre espero mucho más de mi en una carrera por muy bien que me salga, ya que creo que siempre las sensaciones pueden ir a mejor.

  1. En la Copa de España de Sant Boi, en el descenso del primer puerto camino de Ullastrell, nos pusiste los pelos de punta a la velocidad que bajabas. A pesar de que no llevas compitiendo muchos años, está claro que se te da esto bien. ¿Esperas seguir en sub 23 y llegar hasta elites o te pones alguna edad como límite para seguir en el ciclismo?

No pienso que haya que ponerse ninguna edad como tope, el tiempo dirá lo que ocurre y por ahora me gustaría continuar en sub23, para ver la progresión que puedo realizar. Y también tengo muchas ganas de continuar con el ciclismo, y eso sumado a todo el apoyo hace que quiera continuar con más ganas que nunca.

  1. ¿Qué valoración haces de tu equipo, de tu director y del ambiente que hay en él?

El ambiente en el equipo es muy bueno, formamos una gran familia y siempre están para lo que haga falta. Yo por ejemplo lo noto mucho en carrera que siempre estamos pendientes de lo que le pasa a cada uno de nosotros. Desde que llegué al equipo sin conocer a ninguno de mis compañeros, me he sentido acogido y muy cómodo. Mi director Jesús siempre está pendiente de nosotros y nos hace las cosas más fáciles, apoyándonos cuando hace falta y haciendo recomendaciones desde la experiencia.

  1. A la hora de entrenar y viviendo en Madrid, en el barrio de Aluche, ¿encuentras dificultades para hacerlo? ¿Cuesta mucho hacerlo viendo la peligrosidad de las carreteras en nuestra comunidad o te las arreglas bien para moverte por los recorridos de tu zona?

Al salir a la carretera siempre hay que ir con precaución seas de donde seas, pero si hay algo que noto más es la cantidad de semáforos que tengo hasta salir a una carretera abierta con menos tráfico y más segura. Al fin y al cabo te acabas acostumbrando a salir con coches, y no es nada cómodo pero así son las cosas en este mundillo. También noto mucho la distancia de mi casa a los puertos, ya que la mayoría están a más de una hora desde mi casa.

  1. Por cierto, ¿Cómo has llevado el tema de los estudios y los exámenes durante estos meses y compatibilizarlo con el ciclismo? ¿Te ha salido bien o te ha costado mucho por falta de tiempo?

Cuando compites en un deporte como es el ciclismo con entrenos y demás, siempre el tiempo es un factor importante, hay que saber utilizarlo bien y hacer aunque no apetezca lo que toca. Lo he notado un poco en cuanto a resultados académicos, pero si uno quiere se puede sacar tiempo para todo. Al final nosotros estamos aquí porque nos gusta este deporte y no porque vivamos de él. Seguramente tengamos que vivir de aquello que estudiemos.

  1. ¿Quieres añadir algo? ¿Algún reconocimiento, dedicatoria o agradecimiento para terminar?

Me gustaría agradecer sobre todo el esfuerzo que hace mi familia viniendo a animar a muchas competiciones, pero en especial a mis padres y a mi hermana que viven en primera persona mi día a día, soportando mis días buenos y malos, mis alegrías y mis penas. También agradecer a todo el equipo el brindarme esta oportunidad que para mi será inolvidable. Y a ti Germán gracias por estar pendiente de nosotros para darnos a conocer en el ciclismo base.

Gracias a ti y suerte para el final de temporada. 

ENTREVISTA A RÁUL BUSTILLO: “NUNCA ME HABÍA PASADO LO DE ESTAR EN EL COCHE, VER CÓMO SUFREN MIS COMPAÑEROS Y LA IMPOTENCIA DE VER QUE NO PUEDO AYUDARLES”

En estos días que no hemos tenido carreras y mucha gente anda de vacaciones, desde Salchi Bicicletas-UC Coslada no paramos y os traemos siempre puntual información de la actualidad del equipo. En nuestro serial de entrevistas con nuestros chicos le toca el turno a uno de los de primer año. Raúl Bustillo se vio obligado a bajarse de la bicicleta a los pocos kilómetros de arrancar la Vuelta al Besaya. Fue duro ver desde el coche cómo se desvanecía de un plumazo y por la mala suerte todo el trabajo de meses para él. Pero aún le quedan balas en la recámara al ´James Dean´ del ciclismo juvenil madrileño. Esto es lo que nos contó el de Majadahonda.

  1. Bueno Raúl, han pasado varios días desde de finalizó la Vuelta al Besaya en la que no pudiste ni correr diez kilómetros tras una fatídica avería. ¿Cómo te encuentras ahora mismo de moral?

Sigo tocado, ya que solo rodé escasos kilómetros en el pelotón, y no poder correr los siguientes días te toca la moral, pero el apoyo de todo el equipo y, sobre todo, del cuerpo técnico me animó. También estar en el coche te enseña a mejorar en unos cuantos aspectos, el segundo día es el que me hizo estar más cabizbajo y el que más aprendí de cómo funcionaba nuestro equipo desde atrás y la emoción que viven. De esta vuelta salgo con más valores de los que esperaba, nunca me había pasado estar en el coche ver cómo están sufriendo mis compañeros y no parar de pensar que quieres estar ahí sufriendo con ellos.

  1. Es sólo una hipótesis, pero después de ver el desarrollo de la carrera y analizar los resultados, los rivales y haber conocido el recorrido in situ. ¿Crees que podrías haber acabado entre los 10-15 primeros en juveniles de primer año?

Es difícil, ha habido mucho nivel desde el primer día, estar adelante en el pelotón a veces es complicado, se rueda muy rápido, así que no se qué hubiera pasado pero en 40 kilómetros de carrera pude saber que las sensaciones no eran malas, las piernas respondían aunque los nervios me dieron una mala jugada. Lo que sé es que hubiera dado todo para haber estado lo más adelante posible, y si el año que viene hay suerte y la vuelvo a correr. iré muy mentalizado en demostrar de lo que soy capaz.

  1. Por lo que me cuentas, durante la época escolar es casi una odisea que encontraras hueco suficiente en tu agenda para entrenar. ¿Esperabas estar entre los elegidos para Besaya? Ahora acabadas las clases, ¿es posible que veamos al mejor Bustillo en las carreras venideras?

La verdad es que este año me ha resultado complicado por los estudios ya que me levantaba muy pronto y llegaba tarde a casa, no podía sacar tiempo para entrenar y me estresaba. Al principio del mes pasado tuve que hacer muchos trabajos de clase e intenté compaginarlo un poco con el entrenamiento, pero me salió mal y estuve dos semanas cogiendo poco la bici. Pero en las siguientes me puse en serio, empezando flojo, hasta acabar con un nivel aceptable que intenté demostrar en Segovia con un puesto que no era para mi el más satisfactorio. Por eso tuve mis dudas, ya que tengo compañeros con un nivel parecido y sabía que para nuestro director iba a ser complicado elegir a tan pocos corredores. Pero sabiendo que era de primer año tenía esperanzas de que me llevara para prepararme de cara al año que viene. Cada vez estoy cogiendo más forma y espero por fin estar entre los mejores del pelotón, todavía en todo el año no he cogido el punto que deseo y ahora me estoy poniendo en serio poco a poco.

  1. ¿Cuál sería tu objetivo en el Campeonato de Madrid de San Sebastián de los Reyes? ¿Ser el mejor de los de primer año o buscar directamente entrar entre los veinte primeros?

Hombre, si me pongo un objetivo siempre va a ser ganar, porque los madrileños de primer año son muy buenos a nivel nacional y lo demuestran en cada carrera y ellos tienen muchas posibilidades de llevarse el Campeonato de Madrid, así que si lucho el puesto de primer año también me estaré jugando el primer puesto general.

  1. Hacemos balance hasta ahora. Creo, salvo que tú me digas lo contrario, que tus mejores carreras hasta ahora han sido Colmenar del Arroyo y la Copa de España en Tarragona (La Canonja). ¿Con cuál te quedas y por qué?

En Colmenar del Arroyo llevé muchas piernas, el terreno me lo sabía y entrené lo suficiente como para llegar en un estado óptimo para luchar con los mejores. Lo que me gustó de esa carrera fue volver a estar entre los mejores disputando la carrera hasta el último puerto, en el que me descolgué al segundo mini grupo en el que estaba mi líder Lorri, y le ayudé preparándole la llegada.

Estar adelante en Tarragona con un recorrido espectacular, estando en una Comunidad Autónoma que nunca la había pisado y haciendo un puesto decente me motivó muchísimo. Por los paisajes, el nivel que hubo y lo bien que me encontré sí que me quedaría con esta Copa de España.

  1. ¿Uno de tus peores días o el peor puede ser el Tº Federación de Valladolid? ¿Qué os pasó ahí a todos?

Sin dudarlo. En la neutralizada iba detrás y antes de dar la salida real nos pararon, la gente aprovechó para mear y se bajaron de las bicicletas, dieron el pistoletazo de salida y el pelotón no estaba preparado, sólo los que estaban adelante y se salió a fuego. Fui poco a poco entrando, pero la lluvia, el aire y que no había pelotón, sólo una fila india hasta llegar la primera subida que reventó el grupo del todo. Nos fuimos reagrupando, quedados en un pelotón en lo cual estaba un compañero, hacia frío y quedaba mucho para llegar a meta y estuvimos rodando hasta que llegó el coche escoba y nos subimos. Más compañeros fuimos recogiendo, todos venían muertos de frío y quejándose del aire y del fuerte ritmo del pelotón.

  1. Queda poco para el ciclocross, que afrontarás como juvenil de segundo año. ¿Vas a tomártelo con más interés que la temporada pasada? Si es así, ¿qué objetivos te plantearías?

Me gustaría este año tener una temporada mas intensa, el año pasado no me lo preparé. Ahora, siendo de segundo año, tengo que pensar llegar fuerte en las carreras importantes. Todavía quedan un par de meses y sólo tengo ideas. Tres meses de cx se hacen duros si los haces intensivamente, así que tengo pensado tener dos puntos de forma.

  1. Hace unos días te vimos compitiendo, de forma bastante decente, en el regional de XCO en Los Molinos. ¿Seguirás apostando por las ruedas gordas en el futuro?

El XCO se está acabando poco a poco, hay muy pocas carreras y estoy muy concentrado cada año en la temporada de carretera. Pero cada año tengo que correr alguna carrera, llevo muchos años en esta modalidad y cuando corro una me trae buenos recuerdos. Nunca he pensado en dejar de correr XCO, siempre que pueda intento hacer alguna, aunque sea una por año o dos.

  1. Como les he preguntado a otros compañeros de equipo que han sido entrevistados anteriormente. Valora a tu director, al equipo en su conjunto. Ambiente, etc.

No somos el mejor equipo, ni mucho menos, pero cada vez que salgo con mis compañeros, a los viajes, a entrenar etc, me siento muy a gusto. Yo ya había estado con casi todos ellos compartiendo colores de equipo, ya sea por selección o equipo, y entre nosotros nos llevamos todos bien, sin excepciones. Jesús es un director y una persona muy buena, me lleva apoyando toda la temporada y eso se lo agradezco mucho. Las órdenes que nos da siempre son las adecuadas, aunque a veces nosotros no le hagamos mucho caso. Siempre trata de ver el lado positivo, y aunque hayas hecho mala carrera por cualquier situación, te anima todo lo que puede.

  1. ¿Cuáles crees que son tus puntos débiles o aspectos en los que debes progresar y mejorar para tener un nivel bueno en carretera?

Está claro que sin entrenar no llegas a ningún lado, pero mi punto débil es ese, hay muchos días que no me apetece y me pasa factura a lo largo de la temporada. Y si nos metemos ya en entorno de competición, hay muchas cosas que mejorar, aunque eso es como toda la vida, siempre hay algo que mejorar. Me considero un chaval muy completo y no llego a destacar en ninguna situación de subida, llano, bajada o sprint, pero en cada una de ellas hay que pensar en destacar más.

11. ¿Alguna cosa que desees añadir a todo lo expuesto hasta ahora?

Lo primero darte las gracias a ti por ser tan atento con nosotros, todo lo que haces nos ayuda a crecer moralmente. También quiero dar las gracias a mi familia que siempre está ahí y a todos los padres que se meten los palizones de venirse a todos los viajes y nos cuidan como si fuéramos sus propios hijos. ¡ARRIBA SALCHI!

Gracias a ti campeón. ¡¡Arriba!!

SALCHI BICICLETAS: FINALIZADA LA VUELTA AL BESAYA, RESISTIENDO LA DUREZA DE LA ETAPA REINA, A LA LLUVIA Y AL FRÍO

Los seis corredores del equipo madrileño lograron acabar la ronda y cumplieron objetivos, siendo Lorriaux el más regular

Espectacular y dantesca resultó la última etapa (y reina) de la Vuelta al Besaya juvenil. Los altos de Hijas, Brenes y Cieza vieron aumentada su dureza por la presencia de la lluvia intermitente y de la baja temperatura registrada desde la mitad de la etapa en adelante. Los portugueses detentaban el liderato con Daniel Viegas y se esperaba batalla desde la misma salida, especialmente de la Fundación Alberto Contador que trataría, en vano, de darle la vuelta a la tortilla. Los nuestros, sin opciones ya para la general con Lorri, debían buscar escapadas, dejarse ver y, sobre todo, acabar la Vuelta por lo civil o lo criminal. Y lo lograron, pero costó mucho.

Jaume Gelabert (Trans Lujan-Mollet) era el primero que buscaba la fuga y cuajaba, en un ritmo de carrera endiablado que superaba los 43,5 kms / hora y con mucha gente cediendo ya en el puerto de Hijas. Allí veíamos como la vida de los Salchis se complicaba con un maldito pinchazo de Iñaki Gómez, que se veía cortado a las primeras de cambio. Por su parte, Mario López, que había buscado la escapada de salida (cómo no), cedía también en los últimos metros de Hijas y se quedaba con Iñaki. A partir de ese momento, comenzaría una épica persecución hasta meta que ganarían a lo grande. “Voy a llegar por mis santos coj…”. Esas eran las palabras de un Iñaki hacia nuestro coche de equipo. Cumpliría su palabra, y eso que pinchó otra vez a cinco kilómetros de meta.

A pocos metros de coronar Hijas Arturo Hernangómez notaba que la gasolina ya entraba en reserva. El segoviano, falto de ritmo por los exámenes, se veía cortado, pero tiraba de orgullo para volver a reincorporarse pasado el descenso, con sangre fría y aprovechando la estela de los coches. Por lo demás, la carrera era una locura, con todos deseando llegar a Brenes, el puerto estrella del Besaya, para que se jugasen los mejores esta prestigiosa ronda. Un espectáculo la ascensión a este puerto señores/as. Seis kilómetros de rampas de doble dígito, con un paisaje excepcional, un paraje natural ideal para el ciclismo y para visitarlo. Gente en toda la subida animando a los esforzados de la ruta, coches quemando embrague y competición en estado puro.

Sálvese quien pueda en la pared de Brenes

En las primeras rampas cada uno iba a su ritmo, muchos dando chepazos y otros agarrándose a donde fuera. Arturo subía como podía y Carlos Vargas, afectado por la caída del día anterior y tras sufrir en Hijas, cedía irremisiblemente en las primeras rampas al coloso montañés. Por delante, Víctor Lorriaux no podía aguantar el ritmo de los mejores desde la mitad del puerto, mientras que Víctor Cano mostraba un buen estado de forma, confirmando que ha sido el segundo mejor del equipo en el Besaya. En la cima coronaba Tomeu Gelabert (RH+ Polartec), que se estaba marcando una etapa de aúpa, buscando la debilidad de los portugueses, pero sin lograr que Viegas se hundiera en ese temible escenario.

Tras Brenes, la carrera rota en mil pedazos, asistíamos a una lucha por la supervivencia. Mario e Iñaki coronaban dentro de tiempo, lo mismo que Arturo y Charly. Lorri se situaba en el segundo grupo grande, y Víctor en el tercero. El último filtro del Collado de Cieza fue dantesco, con la lluvia como protagonista y con Lorri sufriendo calambres en las primeras rampas. Una vez coronado, el ´pequeño diablo francés´ se lanzaba como un poseso en un descenso técnico que nos ponía los pelos de punta, para llegar a la meta de Los Corrales de Buelna atestada de gente, en un escenario más propio del mes de abril que del recién nacido estío.

La etapa se la adjudicaba en solitario un prometedor Iñigo Elósegui (Selección de Bizkaia), pero con el líder Viegas llegando a 14 segundos del vasco. Los portugueses del Bairrada se habían salido con la suya, tras ganar la primera etapa y resistiendo la traca de los ciclistas españoles los dos días siguientes. El primero en llegar de los nuestros era Lorriaux, 45º a 7:06, que explicaba los fuertes calambres sufridos en Cieza. Minutos después arribaba un Víctor Cano que, como introvertido que es, no reflejaba alegría, pero sí vislumbrábamos en su rostro la satisfacción de quien es consciente de haber acabado el Besaya como uno de los mejores del equipo. El de Aluche se clasificaba 77º a 13:53. A 21:01 cruzaba Carlos Vargas en el puesto 107º, acusando la caída de ayer, mientras que un agotado Arturo Hernangómez lo hacía tres puestos más atrás a 23:42.

Y sí. Dentro del control y como combatientes de la guerra de Corea llegaban Iñaki Gómez (116º a 29:29) y Mario López (117º a 29:31). Objetivo cumplido. Besaya finiquitada y salvada un jornada de perros. Por equipos 21º de 27 en liza, con el único punto de no haber conseguido que Lorri luchara por el top 15 y la dichosa mala suerte azotando a nuestro peque Raúl Bustillo el primer día. Pero el director del equipo, Jesús González, no podía ocultar la satisfacción (moderada) de ver que en el primer año del equipo y en la mejor carrera por etapas en este país para la categoría juvenil, Salchi Bicicletas había dado la cara y conseguía que casi todos los chicos lograran finalizar tras tres etapas infernales y ante contratiempos inevitables e inherentes al ciclismo como son las caídas, las averías y el mal tiempo.

DECLARACIONES

Jesús González (Director): “Terminada la última etapa, considero el balance muy positivo del equipo Salchi Bicicletas de la UC Coslada en esta gran vuelta por etapas. Hemos conseguido finalizar con seis de nuestros siete corredores y clasificando además por equipos. Lástima que Lorri no tuviese su día en la segunda etapa y perdiese todas sus opciones de realizar un buen papel, pero esto es el ciclismo en estado puro y en una vuelta de varios días hay que ser muy regular y estar a tope en todas las etapas. Quiero dar la enhorabuena a todos mis corredores por el sacrificio tan grande que han realizado, a los padres que me han ayudado y colaborado, a Germán (jefe de prensa) que nos ha acompañado y a la organización de la prueba. Creo que todos hemos aprendido mucho, disfrutado y cogido una gran experiencia”.

Arturo Hernangómez: “Hemos salido a tope desde el principio y en los primeros kilómetros iba reventado. Y he petado ya en el puerto de Hijas, aunque luego en el descenso he pillado al pelotón. En Brenes ha sido terrible, tras bajarlo ya no sentía ni las piernas. Se trataba de llegar a meta. El objetivo era terminar, así que estoy contento. Además, la preparación… los estudios no son una excusa, pero puedo estar contento de lo que he hecho”.

Mario López: “Antes de salir no contaba con que pudiera acabar la Vuelta. Hoy se ha hecho duro, no llevaba buenas piernas y de salida me empezaba a quedar cortado. En Hijas he decidido tirar para adelante con un par de corredores, pero nos han neutralizado. Luego, me he quedado, he sufrido mucho y he esperado a mi compañero Iñaki en la bajada tras haber pinchado. He intentado meterle en el pelotón pero ha sido imposible, ya que era una zona de repechos mortales. En Brenes hemos dado todo lo que teníamos y más. Pero estoy contento de haber acabado la vuelta y dar gracias a todos los que nos habéis animado y acompañado. Besaya ha sido un experiencia muy bonita, con un ambiente dentro del equipo muy bueno. Respecto a la competición, la carretera nos ha puesto en su sitio a cada uno, según el estado de forma que tuviéramos. Es una vuelta internacional y podemos estar contentos de haberla acabado”.

Carlos Vargas: “He comenzado la etapa un poco jodido. Brenes me ha costado, sobre todo desde la mitad de la ascensión en adelante, tenía las piernas duras y me ha dado un pájara desde el kilómetro 60 hasta el final y me ha costado muchísimo acabar. Esperaba antes de empezar el Besaya acabar como ahora, pero nunca se cuenta con que puedas tener una caída. En el tema del rendimiento no ha estado nada mal, me sirve como forma de ponerme más a tono para las próximas citas ya que han sido tres días duros”.

Clasificaciones completas aquí

SALCHI BICICLETAS: EL MAL DÍA DE LORRIAUX NO OCULTÓ EL GRAN PAPEL DE UN EQUIPO QUE ALCANZA SU MADUREZ ANTE LOS MEJORES

Reinosa demostró que Salchi está a la altura de lo que exige un carrera dura y selectiva como es la Vuelta al Besaya

Sí. Es cierto que se acabaron las opciones de Víctor Lorriaux de entrar entre los quince mejores de la Vuelta a Besaya. El alto de Montes Claros, situado a mitad de una etapa de 102 kilómetros acabó por eliminar sus aspiraciones. Sin embargo, su equipo, hecho para partirse el alma por él, no sólo no falló a su líder, sino que estuvo a la altura de lo que una cita tan prestigiosa exige. Sus cinco compañeros rindieron a gran altura, trabajaron cuando Lorri lo pidió, cedieron cuando no les queda ni un gramo de fuerza y se rehicieron al infortunio que siempre supone verse involucrado en las caídas.

El día iba a ser duro. La lluvia anunciada desde días antes hizo acto de presencia en Reinosa ya en plena tarde de viernes. Lorri no las tenía todas consigo, pero partía con la ilusión de remontar posiciones en la general y jugarse el todo por el todo al día siguiente camino de Los Corrales de Buelna. Tras salir la etapa con quince minutos más tarde (para evitar coincidir con el paso a nivel del descenso de Montes Claros) comenzaba una etapa complicada, con unas carreteras muy estrechas en los inicios que iban a traer a escena las temidas caídas.

Antes de llegar al kilómetro 10 se producían dos montoneras que partían el pelotón en dos e implicando a dos corredores del conjunto cosladeño, Iñaki Gómez y Carlos Vargas. El vasco-madrileño se veía con la rodilla izquierda afectada y con heridas, mientras que el de Valdemoro, más perjudicado, sufría también una herida en la parte posterior de la pierna y se las veía y deseaba para reincorporarse a la parte trasera del segundo paquete. Tras una persecución de casi 20 kilómetros, Charly empalmaba junto con otros corredores hacia el kilómetro 40, ya con el pelotón de nuevo compacto pero con cuatro escapados en vanguardia, que iban a iniciar la escalada del día con una renta de poco más de un minuto.

Explosión de Lorriaux en Montes Claros

Iñaki Alberich (Trek Pramac), Cristian González (OID Ebora), Raúl Granados (Esetec) y Carlos de la Fuente (Criado y López) comenzaban bajo la niebla la subida a Montes Claros, siendo Cristian y Carlos los que iban a acabar marchándose por delante. Y sucedió que en el pelotón aceleraron y que Lorriaux acabó explotando contra todo pronóstico. Mario López y Arturo Hernangómez habían cedido en plena ascensión mientras que Iñaki y Carlos se defendían como gatos panza arriba mermados por las caídas, rodando en el tercer pelotón.

En el segundo se situaba un Lorriaux tocado y un gran Víctor Cano que se ponía al servicio de su líder para tratar de forzar en el descenso y así buscar el regreso al grupo principal donde apenas se juntaban 50 unidades. Poco después, el de Seseña veía la llegada por detrás del grupo de Iñaki y Carlos, recibiendo de inmediato la orden para organizarse y tirar en busca de reducir esa diferencia que se cifraba en un minuto a unos 30 de meta. A pesar de la colaboración de corredores del Esteve y del Tartiere Auto fue imposible reducir una diferencia que acabó siendo en meta superior a los cuatro minutos.

El triunfo de etapa se lo adjudicaba Franklin Chacón (OID Ciclos Ébora), que se adelantaba al pelotón por apenas un puñado de segundos, y eso que había sufrido al principio de etapa una avería en la rueda delantera que le había exigido un calentón de padre y muy señor mío para no perder todas sus opciones. Por su parte, el portugués Daniel Viegas ((Bairrada) mantenía el amarillo de líder y el grupo de los Salchi arribaba a la meta de Reinosa a 4:46 del ganador. Allí estaban Lorri, Iñaki, Víctor Cano y Carlos, mientras que Arturo y Mario entraban dentro del control, a 8:31.

Mañana, última etapa de la Vuelta al Besaya, la reina, con salida en Santander y final en Los Corrales de Buelna. Por el camino, los puertos de Hijas, Brenes y Collado de Cieza, que deberán endurecer un recorrido que será, probablemente, más selectivo con la presencia de una lluvia que hoy ya hizo mella en los sufridos ciclistas.

DECLARACIONES

Jesús González (Director): “Esta segunda etapa la hemos terminado en tiempo para poder disputar la última y dura etapa final. Ha sido una carrera muy movida por la aparición de la lluvia y las dos montoneras ocurridas en el inicio de la etapa, cuando se transcurría por carreteras muy estrechas, afectando a Iñaki, con un fuerte golpe en la rodilla, y a Carlos con una quemadura en la parte trasera de la pierna. Al equipo le ha tocado trabajar para intentar llevar a Lorri hasta el pelotón, ya  que se quedó cortado en el ascenso a Montes Claros, rondando en un segundo grupo. Pero, a pesar de ser muy numeroso, no se pudo cazar por la poca colaboración de otros equipos. Sólo cabe felicitar a todos los chicos y seguir aprendiendo de esta magnífica experiencia de correr en esta gran vuelta”.

Víctor Cano: “Recuperé bien de ayer y hoy he podido ayudar a Lorri a estar lo más adelante posible. En la subida he llegado a su grupo y me ha pedido que tirara a muerte, como así he hecho. Después nos hemos juntado unos cincuenta corredores a meta, donde he sprintado. Iba cansado, pero he podido acabar bien. Me hubiera gustado estar más adelante pero mañana será otro día. Eso sí, será un día donde se va a romper mucho la carrera pero creo que podría llegar en el grupo cabecero, al menos al último puerto. Lo voy a intentar”.

Iñaki Gómez: “Estoy notando la progresión en mi forma estos dos días y mañana a ver si podemos rematar y hacerlo mejor. Creo que sí puedo pasar el alto de Brenes mañana en el primer o en el segundo pelotón. Si he aguantado bien estos días, aunque mañana sea un día más duro, lo vamos a tratar de hacer al menos igual. Estos días me hubiera gustado tener un poquito más de fuerza, pero dentro de mis expectativas creo que estoy cumpliendo bien con lo que tenía pensado”.

SALCHI BICICLETAS: DEBUT AGRIDULCE EN LA VUELTA AL BESAYA PARA EL EQUIPO COSLADEÑO

Víctor Lorriaux acabó en el grupo de los mejores, pero se registró la retirada inesperada de Raúl Bustillo

Fue un palo, la verdad. Único de los de primer año del equipo seleccionado para esta prestigiosa ronda por etapas y primer revés para los chicos de Jesús González. Raúl Bustillo, que iba con mucha ilusión a Besaya para meterse entre los mejores de los juniors de primer año, se veía obligado a retirarse tras sufrir una avería a las primeras de cambio y no tener opciones de incorporarse al grupo que rodaba desbocado desde el banderazo inicial.

El contrapunto lo puso Víctor Lorriaux. El ´diablo francés´ ejerció casi a la perfección con su rol de jefe de filas del equipo Salchi, aguantando con solvencia en el grupo cabecero y cediendo apenas 25 segundos en las duras rampas de acceso al Parque Natural de Cabárceno. Buen inicio, en una carrera que el de Seseña conoce a la perfección y sabedor de que el tercer día será mucho más decisivo que el primero.

“Hay que estar delante, por favor”

La reunión en el hotel Cueli previa al debut tenía esta premisa clara. Había que ir delante, pendiente de los cortes, proteger a Lorri y buscar la suerte en los puntos calientes, leáse metas volantes o puertos de montaña. Encima la lluvia, que amenazaba desde primera hora de la mañana, nunca llegó a azotar al pelotón de 180 corredores que tomaban la salida con ilusión pero con mucho nerviosismo en Los Corrales de Buelna. Esperaban 89 kiómetros con los altos de Hijas (3ª) y La Braguía (1ª), con ese final “impegnativo” en Cabárceno, para provocar la primera selección de favoritos.

El estrés previsto no se hizo esperar. Mario López fue el protagonista del primer ataque de toda la vuelta, durando apenas unos metros, pero suficiente para dejar claras las intenciones de los cosladeños. Pero el revés de Bustillo supuso un palo enorme, y más cuando en las primeras rampas de Hijas perdíamos toda referencia del ´James Dean´ del ciclismo madrileño, al que ya no veríamos más hasta su llegada en el coche escoba en meta.

Pero no había tiempo de lamentaciones, con una hoja de ruta que traía a mitad de recorrido el duro alto de La Braguía, un primera de pendientes no exigentes pero sí muy continuadas. Hasta ahí llegaban tocados Mario López y Arturo Hernangómez, sobre todo el segoviano, que se había ido al suelo kilómetros antes y arrastraba un fuerte dolor en una rodilla derecha ensangrentada.

Por delante rodaba escapado en solitario un Jaume Gelabert (Trans Luján-Mollet), con 1:40 sobre un terceto perseguidor y 2:24 sobre el pelotón (km 45). En la subida, los chicos de la Fundación Contador tomaban el mando y aceleraban, con Lorriaux aguantando bien, y Arturo y Mario sufriendo en las primeras estribaciones. El resto de los nuestros (Carlos, Iñaki y Víctor) aguantaban bien, pero cedían unos metros ya cuando se acercaban al último kilómetro de ascensión.

Festival luso en Cabárceno

Cuando todos pensaban que la Fundación Contador controlaría la prueba hasta el final, llegó el ataque sorpresa de Daniel Viegas (Bairrada), que rápidamente cogió ventaja bajando La Braguía, llegando en un abrir y cerrar de ojos al minuto y medio. Por detrás, no quisieron (o no pudieron) ponerse de acuerdo, facilitando que el portugués llegara a meta en gran vencedor, con nada menos que 1:49 sobre el grupo principal, donde su compañero Joao Almeida completaba la exhibición del país vecino, batiendo al sprint a Iñigo Elosegui (Selección Bizkaia).

Lorriaux terminaba en el paquete principal, mientras que Víctor Cano (67º), Carlos Vargas (87º), Arturo Hernangómez (105º) y Iñaki Gómez (115º) cedían poco más de cuatro minutos tras arribar en un numeroso segundo pelotón. Finalmente, Mario López se clasificaba 156º a 11:29, pero entrando dentro del control. Por equipos, Salchi Bicicletas finalizaba 16º en una etapa donde dominó con claridad el Bairrada portugués.

Mañana, segundo acto de esta interesante Vuelta a Besaya, con salida y llegada en Reinosa sobre 102 kilómetros y el alto de Montes Claros (2ª categoría) ubicado en el ecuador de la etapa. Veremos si la fortuna se alía algo más con las huestes de Jesús González.

DECLARACIONES

Jesús González (Director): “Terminada este primera etapa estoy bastante contento en general. Lorri está en los puestos de cabeza, a pocos segundos del primer grupo. Pero quedan dos etapas y siendo como es él, un corredor de fondo y no sucediendo nada raro, seguro que remonta hasta los quince primeros. Todos los demás han estado fenomenales, terminando la etapa y siguiendo en carrera. Y eso que Carlos está constipado y Arturo besó el suelo, haciéndose una herida en la rodilla derecha. Lástima lo de Bustillo, que pinchó nada más salir y le faltó poco para poder reintegrarse al pelotón. Seguimos sumando y con esperanzas de remontar posiciones”.

Víctor Lorriaux: “Me he encontrado muy bien de sensaciones. Me enfrento a una vuelta de tres días y la última etapa hace mucho daño. Lo que buscaba era pasar toda la jornada en cabeza y así ha sido. En la parte final me han sacado unos 20-30 segundos, pero no tengo que preocuparme porque la última etapa será muy selectiva, que lo vi el año pasado, y espero que pueda remontar ese día muchos puestos. Creo que Viegas tiene mérito porque él solo sacar casi dos minutos demuestra que está fuerte y será un duro rival para todos. Mañana haré el mismo planteamiento de etapa, y el último día dar todo lo que quede para acceder al top 15 o incluso a un top 10, que es a lo que venimos”.

Raúl Bustillo: “Lo de hoy son gajes del oficio. Venía con toda la ilusión del mundo. Y eso que no tenía mucha motivación, pero estas últimas tres semanas estaba entrenando con ganas, cuidándome bien y preparándome mentalmente. Pero hoy, en el kilómetro 4 he notado que la bici me hacía un ruido extraño y vi que tenía un clavo que me había pinchado la rueda delantera. Me he tirado remando durante 35 kilómetros, 15 entre coches y 20 en solitario, pero ha sido imposible y me han obligado a subirme al coche escoba. En fin, es una espina clavada que espero quitármela el año que viene en este mismo escenario, si es posible, ganando, ya que la llegada me venía muy bien”.

SALCHI BICICLETAS: XXX VUELTA AL BESAYA, DECLARACIONES PREVIAS Y ANÁLISIS DE LA CARRERA

Desde este jueves hasta el sábado el mejor ciclismo juvenil en España tiene cita con una (sino la mejor) de las rondas por etapas más importantes en nuestro país: La Vuelta al Besaya. Y a ella ha sido invitado el Salchi Bicicletas, que puede considerarse un logro muy importante para su primer año de existencia. El buen rendimiento de su jefe de filas Víctor Lorriaux ha sido, posiblemente, una de las razones con más peso para que el conjunto madrileño tuviera un hueco en esta prestigiosa ronda cántabra.

Para la ocasión, el director Jesús González, ha convocado a Víctor Cano, Raúl Bustillo, Carlos Vargas, Arturo Hernangómez, Iñaki Gómez, Mario López y al mencionado Lorri, amén de tener a José Javier Sánchez como primer reserva para imprevistos. El equipo cosladeño no ha logrado aún estrenar su casillero de victorias, aunque sí ha cosechado puestos de honor en varias carreras aparte del gran papel de Lorriaux en la Copa de España. Recordemos que el primer podio se consiguió precisamente en la carrera de casa, en el Gran Premio Salchi de Coslada, disputado en pasado 4 de junio, con un gran tercer puesto de Carlos Vargas.

Estas son las impresiones y sensaciones de los corredores y del director horas antes de partir hacia tierras cántabras:

  • Víctor Lorriaux (dorsal 121): “Las sensaciones son buenas de cara al objetivo del año. En las últimas carreras he visto que tengo un buen ritmo subiendo y los entrenamientos han sido duros de cara a la vuelta. Espero que se vea esto recompensado y pueda estar con el grupo de cabeza”.

  • Carlos Vargas (122): “Me encuentro bien, tengo muchas ganas de empezar la vuelta. Se me suelen dar bien varios días seguidos de competición, así que espero poder terminar bien todas las etapas, ayudar a Víctor en todo lo que pueda y dejar al equipo en buen lugar”.

  • Iñaki Gómez (123): “Espero tener un gran papel, ya que es una vuelta importante ya no sólo a nivel nacional. A ver si salimos con una dosis de alegría y satisfacción”.

  • Arturo Hernangómez (124): “La Vuelta al Besaya es muy dura, pero creo que estamos preparados para hacerlo bien. Yo, tras los exámenes, he vuelto a coger ritmo de competición y espero que me salga una buena vuelta”.

  • Víctor Cano (125): “Creo que atravieso ahora mismo mi mejor momento de la temporada, creo que estoy fuerte y mis expectativas para el Besaya, lo primero es terminar y cuanto más adelante, si puede ser peleando, mejor”.

  • Mario López (126): “Estoy con ganas de empezar ya la vuelta, donde intentaremos dejarnos ver lo máximo posible, buscando escapadas. Esperemos que las piernas respondan bien y podamos luchar todos los días”.

  • Raúl Bustillo (127): “Es verdad que no estoy con las sensaciones con las que pretendía llegar, sobre todo por los exámenes. Pero siempre buscas estar con un puntito más en estas vueltas importantes, con un extra de motivación, sobre todo cuando has logrado una plaza dentro de los pocos elegidos. En cuanto a los objetivos, está claro que es ayudar a Lorri en lo que se pueda y a ver cómo quedo entre los de primer año, donde me gustaría estar entre los mejores, pensando en el año que viene”.

  • José Javier Sánchez (reserva): “Las sensaciones ahora mismo son buenas y creo que lo mejor está por llegar, ya que me estoy preparando bien. Quiero desearles mucha suerte a mis compañeros en esta gran cita y que den el nivel que realmente tienen”.

  • Jesús González (director): “Estoy impaciente por el debut del equipo en una vuelta por etapas tan importante como la del Besaya. Como conjunto modesto que somos, vamos allí a aprender y seguir sumando experiencia, pero sin descartar realizar un buen papel con Lorri, que está haciendo una buena temporada. Lucharemos todo el equipo para apoyarle, pero también quiero que Bustillo pelee por una buena posición entre los de primer año. Confío mucho en cada uno de los convocados y estoy seguro que darán todo su potencial”.

Recorrido y participación

Serán, por tanto, tres etapas, con un recorrido duro, pero compensado, sin finales en alto pero con puertos de entidad y algún que otro final con trampa. La primera etapa se disputará entre Los Corrales de Buelna y el Parque Natural de Cabárceno, con 89 kilómetros y los altos puntuables de Hijas (3ª) y La Braguía (1ª). La segunda saldrá y llegará a Reinosa, con 102 kilómetros de recorrido y el puerto de Montes Claros (2ª) ubicado a mitad de etapa. Finalmente el sábado se disputará la última con salida en Santander y final en Los Corrales de Buelna, sobre 107 kilómetros y los altos de Hijas (3ª), Brenes (1ª) y Collado de Cieza (2ª), éste último a apenas 12 de meta.

En cuanto a los equipos inscritos, la flor y nata del ciclismo juvenil en España será de la partida, con 27 equipos entre los que no estarán los rusos del Lokosphinx, que siempre que participan en alguna carrera, condicionan considerablemente su desarrollo. Pero sí estarán los chicos del RH+ Polartec-Fundación Contador, con los Gelabert, Ropero, Sampedro y cía, así como los portugueses del Bairrada como la presencia foránea destacada.

Habrá que prestar mucha atención a la climatología, ya que se prevé que el agua haga acto de presencia durante los tres días, así que condicionará a buen seguro el desarrollo de las etapas, especialmente en los descensos de los hitos puntuables.

SALCHI BICICLETAS: VÍCTOR LORRIAUX, A UN PASO DEL PODIO EN EL TROFEO AYUNTAMIENTO DE SEGOVIA

Se sigue resistiendo la victoria al conjunto cosladeño, pero el jefe de filas responde y el equipo demuestra una ostensible mejora, ya que la mayoría de ellos finalizaron ayer la prueba. Se disputada en la ciudad del acueducto más emblemático de nuestro país el XXX Tº Ayuntamiento de Segovia para juveniles, sobre un recorrido de 80 kilómetros distribuido en dos circuitos. Uno grande, el inicial, de 45 kilómetros, para luego dar tres giros a un circuito más corto, en el que un tramo de pavés de kilómetro y medio en subida iba a ser el punto culminante para seleccionar la prueba.

El director, Jesús González contó para la ocasión con once de los doce corredores de la plantilla (Sergio González no fue de la partida), con el acicate de decidir quiénes iban a ser los siete elegidos para disputar la Vuelta al Besaya a partir del jueves. De salida, se produjo una escapada de seis que, curiosamente, fue la del día, compuesta por seis corredores entre los que se incrustó Mario López. Sin embargo, Jesús no pareció estar conforme con la presencia del escurialense, ya que Mario había sufrido una avería en su bicicleta antes de darse la salida y estaba compitiendo con la de repuesto.

Sin embargo, esa escapada, de la que el primero en quedarse sería el propio Mario, a punto estuvo de llegar, ya que tres de sus miembros fueron cazados a apenas diez kilómetros para el final. Hasta llegar ese momento, el responsable de Salchi ordenó a José Javier Sánchez que trataran de evitar que la escapada cogiera mucha ventaja. El propio Joseja saltaba, sin éxito, buscando empalmar delante, una vez que Mario se veía engullido por el pelotón. En el kilómetro 20 se produjo una caída, que implicaba a Héctor, Mario y José Javier, siendo el más afectado Mario con un golpe en rodilla, viéndose obligado a abandonar, aunque sin secuelas físicas finalmente. Los otros dos se reincorporaban al pelotón sin problemas.

Iñaki Gómez, al contraataque

No se había llegado aún al circuito pequeño cuando Iñaki Gómez saltó del pelotón una vez que se supo que los tres escapados supervivientes gozaban de dos minutos de renta. Raúl Bustillo lo intentaba sin éxito y ya, dentro de Segovia, subiendo por primera vez el adoquín y antes de pasar por meta sufrían algo Héctor Urbano, Jaime de la Fuente y Javier Rodríguez, aunque volvían a reincorporarse en la bajada. Iñaki rodaba aún a un minuto de los fugados intercalado por delante del pelotón.

Ya dentro del circuito asistíamos a los ataques de Víctor Lorriaux, que eran sofocados por sus rivales directos, en especial Hugo Sampedro y Carlos Álvarez (RH+ Polartec). En esa primera vuelta de las tres previstas la carrera se rompía sin más, cediendo primero Javi, Héctor y Jaime, para luego tocarle a Joseja, Bustillo y Víctor Cano. En la siguiente, una vez cazado Iñaki, cedía Arturo Hernangómez y Carlos Vargas se veía ligeramente cortado, pero reincorporándose poco después. Antes de entrar en la última vuelta veíamos a un Iñaki desatado volviendo a arrancar, valiente, aunque sin el mismo efecto que kilómetros antes.

Lorri lo siguió intentando en esa tercera vuelta, pero no fue posible. Un grupo de elegidos de unas diez unidades acabó jugándose la victoria en las calles de Segovia, saliendo airoso Fernando Bocigas (Artepref), que batía a Carlos Alvarez (RH+ Polartec) y a Mario Lamela (Artepref). Víctor, ya muy desgastado por los ataques, se tenía que conformar con un cuarto puesto agridulce. Al menos, Salchi Bicicletas hacía segundo por equipos y Arturo Hernangómez se clasificaba segundo en el Campeonato Provincial segoviano, tras verse sólo superado en el sprint por Miguel Rodríguez (Bolsamanía.com). Asimismo, todos a excepción de Mario (y éste por la caída), finalizaban la prueba, al contrario que en otras ocasiones.

A partir del jueves, llega la cita cumbre para el equipo con la participación en la ronda por etapas más importante de nuestro país en juveniles, la Vuelta a Besaya.

DECLARACIONES

Jesús González (Director): “Hoy ha sido cal y arena. Estoy contento con el equipo, ya que la mayoría han acabado, hemos rozado la victoria y algunos de los chicos han estado muy combativos, por eso hay que felicitarles. Pero se ha vuelto a ver algo que no me ha gustado. Pecan de cierto conformismo, no ruedan todo lo delante que deberían rodar, deben estar atentos y saltar a los cortes. Deben moverse más y no sólo uno. Estoy deseando ver una escapada en la que metamos a más de uno corredor. En Copa de España o en vueltas como Besaya entiendo que es complicado, porque el nivel es muy alto, pero en estas pruebas de nivel medio deben buscar más protagonismo, y más hoy donde compitió casi todo el equipo al completo. Ahí es donde deben aprovechar para dejarse ver y ser ambiciosos”.

Víctor Lorriaux: “Cuando la escapada ha llegado a tener de dos a tres minutos he intentado atacar varias veces para intentar reducir la diferencia, pero llevaba a todo el grupo detrás mía. Así que le dije a los compañeros que arrancaran, cosa que le salió bien a Iñaki. Pero no logró coger delante y ya en el circuito probé a hacer las cuatro subidas lo más rápido posible, siendo en la tercera donde conseguí romper la carrera y neutralizar la fuga. A partir de ahí hubo continuos ataques y en la última subida acusé el desgaste para cazar y terminé cuarto. Se nos fue otra vez de las manos la carrera. Espero que en Besaya agarremos el podio y podamos tener una buena actuación”.

José Javier Sánchez: “A nivel global creo que hemos dado la talla, nos ha faltado poco para hacer primeros por equipos. Lo hemos luchado y ha salido bien. En cuanto a lo personal, me he encontrado con buenas sensaciones, aunque algo cansado, ya que he estado preparando citas para próximos días, pero en general, bien. Una cosa que no se me podía pasar era felicitar a Iñaki, que se ha marcado un carrerón”.

Fotos: Asunción Arenas, Javier Cano, Jaime de la Fuente y Philippe Lorriaux